Yo me quedo en casa

Cuatro millones para recuperar Aypate

Publicado: 2013-04-24

Por. Wilder Jaramillo Hualpa

Coordinador Cultural en Ayabaca  de la Dirección Regional de Cultura de Piura.

El sonido del helicóptero en lo alto, hace que aceleremos nuestros pasos para llegar hasta el Santuario de Aypate. Cuánto nos hubiese gustado que la comitiva encabezada por el ministro de Cultura, Luis Alberto Peirano Falconi, hubiera optado por viajar por tierra para constatar el pésimo estado de la carretera que une el centro poblado de Yanchalá con la Ciudadela Inca.

Largo tramo lleno de huecos, zanjas, curvas y pendientes. Y esto se acentúa por la temporada de lluvias que convierte el camino y a sus decenas de curvas cerradas y en picada, en un latente desafío a la muerte. A los conductores de los vehículos solo les queda “agarrarse” del camino y no hacer patinar el vehículo hacia el abismo. El viaje que usualmente se hace desde la ciudad de Ayabaca – Yanchalá – Aypate en dos horas, en esta oportunidad se prolongó en una hora más.

Algo mortificante, pero con las mismas ganas y entusiasmo, bajamos de la camioneta para caminar. Con paso largo, tras paso largo, empleamos cincuenta minutos de un penoso trayecto desde el lugar conocido con el nombre de “Agua Fría”, hasta la ciudadela inca de Aypate. Hasta este lugar fue posible que llegaran los vehículos. Para poder continuar el viaje, es necesario cortar ramas y palos y buscar piedras para rellenar los huecos. Nosotros preferimos continuar el recorrido a pie entre el verdor de las plantas, el cielo ahora gris y los rostros sonrientes de niños, jóvenes y lugareños en plenas faenas agrícolas, que nos saludan con la mano en alto desde sus chacras.

Sin dudar un instante ni lamentarnos por el estado de la trocha carrozable, colocamos nuestros pies sobre la masa de barro. Nada nuevo. Estamos acostumbrados a esto. Tenemos conciencia de que la peor parte les ha tocado vivir a los pobladores de Tapal, Lagunas de Canly, Cujaca, Tacalpo, Olleros y Talal; quienes han tenido que salir de sus casas desde las primeras horas del día para poder asistir al evento. “Son tres horas que hasta aquí hemos empleado caminando para escuchar al Ministro de Cultura. Venimos un total de ciento cincuenta comuneros”, afirma Eduardo Jiménez de la comunidad de Olleros.

Pagapu

La ceremonia del pago a la tierra fue realizada por Rodrigo Carpio a escasos metros del Ushnu de Aypate. El templo de la Luna o Ushnu es una construcción rectangular o cuadrangular conformada por plataformas superpuestas, asociada a la plaza principal de los centros administrativos estatales incas, en el cual se celebraban ceremonias políticas y religiosas. El maestro encargado del pagapu, fiel a la tradición de apego a los dioses de estos lugares, ofreciendo hojas de coca, humo del fuego y el sorbo de un trago dirigiéndolo hacia lo alto, hacia el mirador del cerro, solicita el respectivo permiso a este Apu tutelar de Ayabaca.

En el desarrollo del programa, el congresista Leonidas Huayama afirma, entre otras cosas que  “...las piedras (en clara alusión al complejo Inca de Aypate) no sirven de mucho si las comunidades no están metidas en el tema.”

Luego, cuando el reloj marcaba las once y veintiocho minutos, el presidente de la Federación Provincial de Comunidades Campesinas de Ayabaca, Segundo Pérez Landacay, entregó al Ministro de Cultura  el látigo de la ronda, enfatizando: “...Ayabaca no es un pueblo violentista... las comunidades son celosas de cuidar Aypate y las zonas de páramos... Hemos escogido la agricultura, la ganadería y el cuidado del agua como sustento de vida... Todos los proyectos tienen que ser consultados a las comunidades...”

Piedras que valen oro

El ministro de Cultura, Luis Alberto Peirano Falconi, sosteniendo en su mano derecha el látigo, empezó su discurso mencionando al poeta peruano Juan Ríos, “...pedir a esta deidad que está más allá.

Nosotros, en cambio,  en este histórico sábado 20 de abril, observamos en los ayabaquinos sonrisas de felicidad y esperanza al escuchar decir al Ministro que “las piedras valen oro y que hay que tomar conciencia en ello”. Y que se cuenta con cuatro millones para invertir en recuperar Aypate.

Visítanos en www.eltiempo.pe


Escrito por

El Tiempo

Diario ciudadano


Publicado en

gua 3.0

Just another Lamula.pe weblog